Compartir:
facebook twitter
  • ¡No Te Dejes Coronar!

    La distancia te protege.

  • Antigua Estación del Ferrocarril

    Sede de Corpocultura, construida por el Arquitecto Constructor Antonio Bernardi y Lino Jaramillo.

  • Está en nuestras manos

    no encender pólvora esta navidad.

  • Boletín El Cultural

    Conoce la programación cultural de la ciudad de Armenia.

  • #TalentoQuindiano

    Espacio donde resaltamos lo mejor de la región.

Actualidad

Noticias

Enero 27 , 2021
« Regresar

Conociendo nuestro Patrimonio Culinario de la mano de la Fundación Territorio Quindío

Publicado en: Conociendo nuestro patrimonio culinario de la mano de la fundacion territorio quindio el 16-12-2020

Desde el año 2013 la fundación Territorio Quindío viene desarrollado el proyecto “Rastreando el Patrimonio Culinario”, que indaga sobre el origen de la cocina tradicional en el departamento, identificando productos, personas y costumbres que evidencian la riqueza de tradiciones culinarias que corren el riesgo de desaparecer.

Este año, dando continuidad al proceso, gracias al programa de Concertación Municipal 2020 de Corpocultura, presentan en video cinco piezas audiovisuales que le permitirán a los armenios aprender sobre su patrimonio de la mano de los portadores de tradiciones culinarias, al igual que de productores y comercializadores de productos locales.

“Las cocinas están en el centro de procesos de intercambio cultural, los alimentos forman parte fundamental de la vida personal, social, política y económica de las localidades y su análisis nos permite saber más de nosotros, desde la perspectiva de la cultura y la diversidad. Por ello es necesario no solo documentar sino divulgar estos saberes porque su difusión cultural es escasa y se requiere afianzar su apropiación social”. Mencionó Martha Lucia Usaquén Ramos, miembro de la fundación y coordinadora del proyecto.

A través de las cuentas de Facebook y YouTube de la Fundacion Territorio Quindío, se podrán ver los valiosos contenidos creados para poner en valor y reconocer nuestro patrimonio inmaterial.



« Regresar
Subir